VIETNAM

Desde los campos de arroz de las montañas del norte hasta el espectacular Delta del Mekong

EGIPTO

El fabuloso mundo de los Faraones

ARGENTINA

Naturaleza en estado puro

PERÚ

El secreto de los Incas

NORUEGA

El país de los fiordos

JAPÓN

Tecnología vs Tradición

ESTADOS UNIDOS

American dream

INDIA

El país de los contrastes

FRANCIA

Edad Media en el siglo XXI

COSTA RICA

Naturaleza bajo los volcanes

TAILANDIA

El Reino de Siam

MÉXICO

Mayas, mariachis y tequilas

IRLANDA

La Isla Esmeralda

lunes, mayo 07, 2012

CAHUITA: Villa rastas


Como ya os comenté en la etapa de Tortuguero habíamos contratado el traslado a Moin por 30 $ por persona aunque hay un traslado un poco más económico pero más engorroso que es viajando en barca a La Pavona, desde la Pavona en bus 1 hora hasta Cariari, de ahí a Guapiles en bus y nuevamente con el mismo medio de transporte hasta Limón. Como lo que nosotros queríamos es ahorrar tiempo preferimos hacerlo por privado.

Mapa Cahuita

A las 10:05 apareció la barca que venía a recogernos, de 12 plazas aproximadamente y hasta arriba de mochilas por todos lados, un hombre ataviado con una camisa de floripondios al más puro estilo Miami Beach desembarcó y se presentó como Manuel, el capitán. A pesar de que casi no había sitio para poner las mochilas, teníamos que ir separados y yo tenía una pierna secuestrada contra la pared de la barca Manuel no paraba de decir: no hay problema amigos, pura vida!!!! Claro, como él iba todo ancho conduciendo la barca….

Capitán de la barca de Tortuguero a Moin

A la hora más o menos de iniciar nuestra travesía a un holandés que venía con nosotros le entraron ganas de ir al baño, como la barca no tenía WC el capitán paró en mitad de un campo y le dijo que se dirigiera detrás de un árbol para mear y acto seguido nos dijo: señores, miren para el otro lado, jejejejejeje.

Nueva parada, esta vez el nivel del río estaba muy bajo y quedamos atrapados en la arena, el copiloto (o como se llame en términos náuticos) sacó un palo y empezó a ayudar, la verdad es que ahí me acojoné un poquillo ya que ya veía a los bicharracos de los alrededores relamiéndose!!!! La cosa no pasó a mayores y tras 15 minutillos aproximadamente de maniobras logramos salir del barro sin mayor problema, por lo visto están acostumbrados!!!!

Camino de Tortuguero a Moin

Camino de Tortuguero a Moin
































Manuel se portó de lujo porque además de llevarnos hasta Moin nos hizo un paseo turístico parando cuando veíamos caimanes, pájaros o cualquier otro tipo de bichillo, tardamos 3:15 horas en llegar, tenía ya el culo cuadrado!!!!

Camino Tortuguero a Moin
Camino Tortuguero a Moin


Camino Tortuguero a Moin

Camino Tortuguero a Moin

Camino Tortuguero a Moin

En el embarcadero de Moin nos estaban esperando varios taxistas que bajo mi punto de vista querían hacer el “Diciembre” con nosotros y nos ofrecían unos precios abultadísimos. En la travesía habíamos conocido a dos franceses y una austriaca y ni compartiendo furgoneta nos salía a cuenta así que mochilas al hombro nos fuimos andando unos 5 minutillos hasta la parada de bus más próxima para coger el primero que pasara rumbo a Limón. Tardó en llegar aproximadamente 1 hora y nos cobró  240 Colones por persona, son unos 10 minutos de travesía hasta Limón.

Embarcadero Moin
Llegando embarcadero Moin


Embarcadero Moin

La estación de Limón es un poco caótica: gente por todos lados, maletas y bolsas que hay que esquivar a cada paso y un jaleo impresionante. Compramos nuestros billetes por 1045 Colones hasta Cahuita y mientras esperábamos en una cola interminable nos comimos unas cuantas galletas y plátanos fritos para matar el gusanillo del hambre. Tardamos 1 hora en llegar a nuestro destino final.

Bus a Cahuita
Bus a Cahuita











Cahuita se sitúa en el Caribe Sur, a unos 40 km. de Puerto Limón y fue bautizado con este nombre por los indígenas Miskitos, pescadores de tortugas que provenían de Nicaragua y Bocas del Toro en Panamá. Traducido al español Cahuita significa “lugar donde crecen los sangrillos”, una especie de árboles con flores amarillas muy común en la zona. Fue en 1828 cuando William Smith junto con su familia afro caribeña decidió establecerse en la zona y más tarde le siguieron otros muchos. Hoy en día esta herencia africana queda plasmada en toda la arquitectura, gastronomía y cultura del pueblo así que es fácil encontrarte banderas con la cara de Bob Marley, música afro caribeña y mucha gente con rastas!!!!

Calles de Cahuita

Lo primero que hicimos fue ir a dejar las mochilas al hotel pero estaba un poco apartado del pueblo, más concretamente a 1 km. así que bajo el calor que hacía y con los bultos a cuestas fuimos andando hasta:

Dirección: Playa Negra – 70403 Cahuita
Precio: 65 $ sin desayuno.

El guesthouse está genial aunque como ya he comentado muy apartado del pueblo. Son una especie de bungalows en mitad de unos jardines muy bien cuidados. Las habitaciones tienen cafetera y todo lo necesario para comer, cenar o desayunar en tu terracita privada, está todo muy limpio y además tiene piscina y wifi!!! Los dueños eran muy majos, creo que eran canadienses y hasta nos invitaron a una barbacoa que organizaban pero ya habíamos quedado con los franceses y la austriaca que habíamos conocido para cenar. Eso sí, el dueño nos aconsejó que por la noche no volviéramos andando ya que era un poco peligroso y para más inri, no había luz alguna.

Guesthouse Playa Negra
Guesthouse Playa Negra


Guesthouse Playa Negra

Guesthouse Playa Negra


















Después de darnos un chapuzón en la piscina y ducharnos emprendimos de nuevo el camino hacia el centro del pueblo, esta vez más ligeros y sin mochilas. Paramos un ratillo para hacer unas cuantas fotos a Playa Negra que estaba justo enfrente del hotel y mientras esperábamos a nuestros nuevos amigos decidimos entrar en un supermercado para comprar provisiones para el desayuno del día siguiente.

Playa Negra en Cahuita

Esa noche cenamos en LA FE BOMBATA que está justo en el centro del pueblo, a primera vista no es un lugar que llame mucho la atención por su aspecto, bastante destartalado pero decidimos aventurarnos y acertamos 100%. Es un lugar muy recomendable y la comida estaba de lujo. Concretamente yo me zampé un filete encebollado con todos sus acompañamientos y un batido de banana que estaba de muerte!!! Sobre las 9 de la noche nos recogimos ya que estábamos bastante cansados del ajetreo de todo el viaje y quedamos con los franceses para visitar el parque juntos al día siguiente.

Casado en la Fe Bombata

El Parque Nacional de Cahuita consta de un sendero de aproximadamente 8 km. que atraviesa ríos y va paralelo a la playa, una auténtica pasada de lugar. Para entrar a diferencia de todos los otros parques hay que pagar solo la voluntad

Parque Nacional Cahuita
 
Parque Nacional Cahuita
Parque Nacional Cahuita


Parque Nacional Cahuita

Empezamos nuestra ruta muy relajados y viendo cantidad de animalitos de repente oímos un porrazo bastante grande entre las ramas y…..SORPRESA!!!! un perezoso se había pegado una leche impresionante y estaba el pobrecillo allí mirándonos como con cara de “jo, y ahora como subo yo”. Tuvimos la gran suerte de estar los 4 allí mirando como tontos durante más de media hora como subía el pobre osito de nuevo al árbol, entonces entendí porque les llaman perezosos, jejejejeje.

Parque Nacional Cahuita

Parque Nacional Cahuita

Parque Nacional Cahuita

Seguimos nuestro camino por puentes, atravesando ríos para lo que nos teníamos que descalzar y por la ruta encontramos lagartijas, arañas, cangrejos, pájaros, monos, etc, etc… Al final decidimos darnos un chapuzón en una de las playas del parque que parecían sacadas de una peli de estas de náufragos, qué lujazo bañarse solo en un lugar así!!!!

Parque Nacional Cahuita

Parque Nacional Cahuita
Parque Nacional Cahuita


Parque Nacional Cahuita

Parque Nacional Cahuita


















Cuando llegamos al final del camino nos dimos la vuelta y nos encontramos con un grupo de alemanes, el guía, muy majete nos dijo que fuéramos corriendo ya que había encontrado otro perezoso, nos dijo que si seguíamos como 500 metros más podríamos ver murciélagos fruteros (o algo así) y una mega serpiente pero por más que miramos no encontramos nada, nosotros no estamos hechos para la búsqueda de animalitos y sinceramente, no me hubiera gustado encontrarme con el reptil, jejejeje. Estuvimos como 7 horas dentro del parque y hubiéramos estado muchas más.

Parque Nacional Cahuita

Parque Nacional Cahuita
Parque Nacional Cahuita


Parque Nacional Cahuita

Parque Nacional Cahuita


Parque Nacional Cahuita

Parque Nacional Cahuita

Parque Nacional Cahuita

Parque Nacional Cahuita

Parque Nacional Cahuita

Casualidades de la vida que jugaban el Barça contra el Madrid, en uno de los múltiples partidos que jugaron, no me acuerdo de cual exactamente y casualidades de la vida también que allí son mega-fans de los equipos españoles así que nos metimos en un bar que tenía una tele gigante y aprovechamos para comer y de paso verlo, el lugar se llamaba: RICKY’S CÓCTEL, la comida genial aunque no superaba a la cena del día anterior, me comí un casado de pescado y como sinceramente, a mí el fútbol me interesa más bien poco, la francesa y yo nos fuimos a la estación de buses para mirar los horarios hacia Sixaola ya que era nuestro destino del día siguiente.

Ricky's Cóctel

Ricky's Cóctel











La tarde transcurrió tranquila, estuvimos tomando algo, comprando más provisiones para el desayuno y acabamos en el hotel dándonos otro bañito en la piscina!!! Como dicen en Costa Rica: PURA VIDA!!!!

Espero que mis relatos os ayuden a preparar vuestros viajes,  podéis consultar la Guía de Costa Rica y seguirme también en Facebook, Google Plus y Twitter.


Si te ha gustado esta entrada compártela con tus amigos



Email

15 comentarios :

  1. Vaya entrada de lujo, Babyboom... quiero ir otra vez a Costa Rica y ver esta zona a la que no fuimos!!! Pura Vida!!!

    ResponderEliminar
  2. ¡Impresionante! Creo que me encantaría esta zona.
    Lo de tratar de localizar animales en su habitat es complicado y más con nuestros ojos... luego la gente de allí los ve en cero coma, jejeje
    Un saludo ;)

    ResponderEliminar
  3. Cool, pues anímate a repetir, yo en cuanto pueda también lo haré, jejejeje. El Parque Nacional de Cahuita es de los que más me gustaron. Un abrazo. ;-)

    Helena, es bastante complicado buscar bichitos pero por suerte pudimos ver un perezoso de cerca, algo bastante complicado si no llevas guía o se da una leche como le pasó al nuestro, jejejeje. Un abrazo. ;-)

    ResponderEliminar
  4. Está super chulo el parque, me ha gustado la imagen del caimán jejeje! ¿Da para 7 horas este parque? Lo apuntamos! Un abrazo!

    ResponderEliminar
  5. Da para 7 horas y más ya que además puedes hacer snorkel allí, es una auténtica maravilla de lugar. El caimán me gustó pero me acojoné un poco cuando se metió en el agua, jejejejeje. Un abrazo. ;-)

    ResponderEliminar
  6. Qué maravilla de sitio, increible fotos! Eso de que la barca se quedara pillada tampoco me hubiese hecho mucha gracia a mí, jeje. Mientras más te leo más ganas me dan de irme a Costa Rica. Un besote!

    ResponderEliminar
  7. Caliope. te aseguro que si vas no te arrepentirás, jejejeje. Cuando se quedó pillada la barca solo podía pensar en que nos íbamos a tener que meter en el agua, no veas que yuyu, jejejejeje. Un abrazo. ;-)

    ResponderEliminar
  8. Jo, que recuerdos de Cahuita!! Es uno de mis lugares favoritos (aunque se de gente a la que no le ha gustado nada, en parte porque no tiene la vida nocturna de Puerto Viejo).

    Que bueno el perezoso! Que majete!!

    ResponderEliminar
  9. Pues cuando estuve yo sí que había marcha aunque no sé hasta qué hora, no me quedé a comprobarlo, jejejejeje. A mí me encantó Cahuita y la forma de vida de allá!!! Un abrazo. ;-)

    ResponderEliminar
  10. Qué chulo el perezoso!! Si llega a quedarse la barca varada en la arena conmigo dentro me da algo y tampoco me bajaría de ella para hacer pis ni muerta. Qué miedooooooo!!!!

    ResponderEliminar
  11. Jajaja, yo tampoco tenía ninguna intención de bajarme de la barca, con el bichillo que estaba esperando...

    ResponderEliminar
  12. Madre mía qué trajín para llegar hasta Cahuita!!! Y qué yuyu tantos bichejos, no??? Yo es que no me llevo bien con tanto bicho! jejeje Menos mal que la barca no se quedó allí parada!!
    Un besote

    ResponderEliminar
  13. M.C, yo tampoco es que me lleve bien con los bichos pero allí o te acostumbras o mueres, jejejejeje. Es una buena terapia de choque ya que está todo lleno!!! ;-)

    ResponderEliminar
  14. Hola Babyboom,

    Vaya como mola tanto bichito !! pero la foto del caimán impresiona y más si se te queda la barca atrapada en la arena...
    Muy bueno, lo del perezoso y menos mal que no coincidísteis con la amiga mega serpiente, porque soy yo y me voy por pies !!

    Un beso.

    ResponderEliminar
  15. Creo que te vas por pies tú y yo vuelvo directa sin escala hasta España, jejejeje. Me dan pánico!!!! De todas maneras allí como que me curé de mi miedo a los bichos!!! Un abrazo. ;-)

    ResponderEliminar


  •  
    cookieassistant.com